No hay nada como empezar de cero. Ese maravilloso sentimiento de poder iniciar algo bien y desarrollarlo impecablemente hasta el final. Supongo que es por eso que le damos tanta importancia al fin de año y nos llenamos de metas y propósitos a cumplir en el año nuevo. Si bien, en la mayoría de los casos no hay mayores cambios en nuestro entorno, el simple hecho de iniciar un nuevo ciclo nos proporciona esa motivación y sentimiento de un arranque en fresco.

En OneSea.org creemos fielmente que siempre es posible y oportuno cambiar y por eso queremos proponerles que este 2018, tomemos conciencia sobre nuestra responsabilidad de proteger al planeta y a todos los seres que compartimos el mismo hogar. Este año nuevo podemos esforzarnos aún más por reducir nuestra huella ambiental y así minimizar el impacto ambiental que generamos.

Existen tantas acciones que podemos realizar y dejar de hacer que pueden colaborar significativamente a reducir el daño que generamos en el planeta. Lo más importante está en querer y empezar a informarnos. Muchas veces, creemos que estamos haciendo un gran bien y en realidad nuestras acciones están provocando una reacción adversa a la protección ambiental. Algo tan sencillo como lanzar los restos de una fruta que comíamos en el campo puede traer consecuencias negativas. Creemos que es abono y los animales se la terminarán de comer, sin embargo tal vez este no es un alimento habitual en la especie que termine por consumirla. Además, esta no se va a descomponer tan rápido y podría terminar por generar gas metano. Por eso antes de iniciar con algún proyecto o un buen propósito, debemos informarnos bien, para ejecutarlo eficientemente.

Sugerencias Para ser Ambientalmente Amigables

No al Plastico

Este 2018 seamos más responsables con la naturaleza!

Para cambiar es cuestión de querer, pero definitivamente hay que poner de nuestra parte y requiere, tiempo, sacrificios y trabajo. Dicho esto, hay muchísimas formas de empezar a reducir nuestra huella ambiental. Lo primero es empezar con nuestras propios hábitos en el hogar. Aprender a manejar nuestros desechos es indispensable.

En lo personal me funcionó muy bien comprar varios recipientes (al menos unos 5 o 6) para poder dar inicio a un sistema de reciclaje en el hogar. De esta forma se facilita la selección de residuos desde la fuente y hasta da menos pereza limpiar las latas y otros productos antes de su desecho. También es conveniente asesorarse un poco ya que ante la falta de información, el reciclaje a veces puede ser confuso. Un ejemplo sencillo, es ¿dónde depositar el cepillo de dientes?

Si somos amantes de los animales hay muchísimo que podemos hacer con nuestras mascotas para reducir los impactos que su mantenimiento genera en el ambiente. A pesar de estar penado por ley, me atrevería a decir que la mayoría de las personas que pasean a sus perros no recogen sus excrementos. También, a la hora de bañarlos y darle tratamiento a su pelo hay que saber como manejarlo adecuadamente y en la medida de lo posible utilizar productos ambientalmente responsables. Tal vez lo más recomendable es ir donde veterinarios o buscar algún tipo de ayuda.

En el 2018 no más plástico!

Toneladas de plástico llegan cada año al mar.

En nuestro trabajo, oficina o empresa también podemos hacer muchos cambios. Buscar alternativas de eficiencia energética no solo va a reducir el recibo de luz, sino que además contribuye significativamente al medio ambiente. De hecho este es tan solo uno de los pasos o requisitos en busca de implementar producción más limpia en la empresa. La producción más limpia es un sistema eficiente que el mismo gobierno costarricense está promoviendo entre sus instituciones y empresa privada.

En nuestro tiempo libre y de recreo también podemos contribuir al medio ambiente. Busquemos alternativas de transporte, como la bicicleta o el transporte público. También podemos coordinar con amigos o familiares y ocupar todos los espacios del vehículo. No es tan complicado ser un turista inteligente y podemos dar valor a esas personas, locales y negocios que ya hacen un esfuerzo por ser ambientalmente responsables y ejecutan sus procesos con prácticas eco amigables.

Si ya hacemos estas cosas y más, siempre podemos ir más allá e involucrarnos a más directamente en luchas y causas. Costa Rica es considerado una vos en protección ambiental a nivel mundial y muchas veces descuidamos nuestras propias batallas. En este momento se libran discusiones serias con temas como protección de humedales, explotación de recursos y manejos costeros, así como la pesca de arrastre. Es nuestra responsabilidad como ciudadanos alzar la vos  cuando es necesario y ser exigentes con el Estado.

Lo hermoso de todo esto es que ya hay personas que luchan con todo y este 2018 todos podemos ser parte de este movimiento. Que mejor propósito de fin de año que ser más conscientes con el planeta y esforzarnos por reducir nuestra huella ambiental. Únete a OneSea y ayúdanos a tener un mundo más sano para todos.

Positive SSL