El próximo 22 de abril celebramos el Día Internacional de la Madre Tierra, declarado por las Naciones Unidas con el objetivo de recordarnos que la Tierra y sus ecosistemas son nuestro hogar, nos proporcionan vida y sustento y por lo tanto tenemos una responsabilidad colectiva en alcanzar un justo equilibrio entre las necesidades económicas, sociales y ambientales de las generaciones presentes y futuras, fomentando la armonía con la naturaleza y el planeta.

Al igual que todos los años desde décadas atrás, cada Día de la Tierra, tiene un lema o se enfoca en un tema especifico y el de este 2018, no podría ser más acertado. Este 22 de abril del 2018, la ONU nos llama a “Eliminar la contaminación por plástico”. Según manifiesta la organización Earth Day Network en su página oficial, el Earth Day 2018: End Plastic Pollution, está dedicado a proveer de la información e inspiración necesaria para lograr un cambio en el comportamiento humano y nuestra actitud hacia los plásticos, un problema que está envenenando nuestros ecosistemas.
Se estima que en el mundo, cada año llegan alrededor de 13 millones de toneladas de plásticos hasta nuestros océanos, generando graves daños y trastornos en el medio ambiente, ensuciando las costas, enfermando a la vida marina, saturando rellenos sanitarios, hasta llegar a alterar las hormonas humanas, convirtiéndose literalmente en la amenaza principal de la supervivencia de nuestro planeta.

Es por esto que OneSea se une a esta celebración y comparte una serie de ideas para que la celebración no sea de solo un día, sino un compromiso con el planeta y nosotros mismos en optar diferentes acciones que puedan ayudar a minimizar nuestra propia huella ambiental.

Cómo Celebrar el Día de la Tierra

Este 22 de abril del 2018 celebremos el día de nuestra madre tierra, asumiendo nuestra responsabilidad e invitando a nuestros amigos, vecinos y familiares a ser parte del movimiento.

  • Contaminación por plástico

    Millones de toneladas de plásticos llegan al mar cada año.

    Cambios en el hogar
    Los primeros cambios siempre empiezan en el hogar. Podemos cambiar los bombillos tradicionales por bombillos de bajo consumo.
    Tratar de mantener conectados solo los electrodomésticos que estamos usando y evitar mantener luces encendidas. En la medida de lo posible aprovechar la luz y ventilación natural. A veces es tan sencillo como correr una cortina y abrir una ventana.

  • Reciclaje
    Sino tienes un sistema de reciclaje en la casa, este es el momento. Es práctico comprar basureros o contenedores grandes y etiquetarlos con cada tipo de residuo, como plásticos, latas, vidrio, cartón, etc. De esa forma es más fácil clasificar los residuos desde la fuente y depositarlos de manera correcta. Recuerde que la municipalidad de su cantón está obligada por ley a tener una campaña de reciclaje, así que si en su barrio no la tienen, sea exigente y presione a sus autoridades municipales.
  • Un día sin carro
    El 22 de abril podemos dejar el carro en la casa y caminar, usar la bicicleta o algún medio de transporte público. Además podemos ir más allá y elegir un día a la semana y seguir haciendo lo mismo. Es un hábito muy saludable que solo nos va a traer beneficios.
    También podemos hacer lo mismo con el televisor, la computadora, celular o cualquier otro artefacto que consuma electricidad y tiempo y no encenderlos en todo el día y mantener al mínimo el uso de la electricidad.
  • Educación
    Educar a las generaciones más jóvenes sobre la importancia de proteger al medio ambiente y emplear hábitos saludables es vital en esta carrera contra el tiempo. Además, podemos tomar un tiempo de vez en cuando y exponer alternativas de consumo a productos de plástico diario o alguna estrategia para reducir la huella ambiental con nuestros amigos, familiares o vecinos. Recordemos que vivir el ejemplo es la mejor forma de enseñar.
  • Evitar el uso de plástico
    Este es de los puntos más importantes y que solo depende de nosotros mismos. Tenemos que evitar al máximo consumir productos plásticos. Desde el cepillo de dientes, bolsas de supermercado hasta botellas de agua. Ya existen alternativas ecológicas a prácticamente todos estos y otros productos de uso diario. Podemos usar bolsas de tela para ir al supermercado, botellas de vidrio o metal que se pueden reutilizar y hasta existen opciones de cepillos de dientes de bambú y así eliminar los tradicionales de plástico. Informémonos y compartamos nuestras experiencias con los demás.
  • Unirse a una campaña
    Si tenemos la posibilidad de hacer voluntariado debemos que aprovecharla. Ya sea limpiando una playa, recolectando basura después de un evento o colaborando con alguna campaña aunque sea económicamente, todo lo que podamos hacer es importante. Con todo lo que la madre naturaleza nos da y con los severos daños que las prácticas humanas le han ocasionado, lo mínimo que podemos hacer es dedicarle un poquito de tiempo en mejorar su condición.

Hay muchísimo por hacer y que podemos hacer para ayudar a proteger al planeta. Seamos parte de la celebración del Día de la Madre Tierra, este 2018 y adoptemos alguna práctica, acción o hábito que colabore con el bienestar del planeta y convirtámoslo en nuestro estilo de vida. Contacte a OneSea.org y sea parte del cambio.